Todos los hombres saben afeitarse, parece algo fácil…Un poco de espuma, cuchilla arriba y abajo, y listo. Pero la realidad es que todo el mundo sabe hacerlo… ¡Mal! Desde TRAIL RIDERS vamos a daros algunos ‘tips’ para mejorar el afeitado.

El afeitado depende principalmente de tu vello facial. Vamos a intentar que a partir de ahora no acabes con la cara llena de trocitos de papel higiénico cubriendo los cortes. Ha llegado la hora de comprometerse con la mejor rutina de afeitado, ¡vamos a por ello!

Si buscas un afeitado apurado, suave y sin irritación, debes seguir estos pasos:

Paso 1. Un buen limpiador con agua caliente

El primer paso es retirar cualquier resto de grasa o suciedad de la piel que pueda impedir que un buen rasurado. El truco es utilizar un buen limpiador con agua caliente antes de afeitarse. El agua caliente abre los poros y relaja la piel, y hace que los pelos no se queden enquistados.

Paso 2.Exfoliar la piel 

El exfoliante elimina el exceso de células muertas de la piel que, de lo contrario, la cuchilla podría arrastrar obstruyendo los poros abiertos. Debes hacerlo suavemente y no utilizar un exfoliante muy abrasivo.

Paso 3. Utiliza un aceite específico para antes de afeitarte

Si tienes la piel sensible será necesario que sigas estos pasos. Y el aceite pre-afeitado será un gran aliado. Acondiciona la piel y suaviza el pelo, lo que hace receptivo al afeitado con la cuchilla.

Paso 4. La crema de afeitar de abajo hacia arriba. 

En el momento que te apliques tu crema de afeitar habitual, hazlo hacia arriba para levantar los pelos y alejarlos de la cara. Esto da como resultado un afeitado más suave y preciso en general. Es recomendable no utilizar una crema que haga mucha espuma, que sea refrescante y calmante.

Paso 5. Utilizar una maquinilla de afeitar apropiada.
Asegúrate de tener la maquinilla de afeitar limpia y afilada, y afeita a contrapelo. Cuando te afeites, asegúrate de ir en la dirección en la que se mueve el pelo. Es decir, afeita en la dirección en que puedas pasar la mano sobre la piel sin problemas, en lugar de sentir la fricción y la resistencia. Si te afeitas hacia adelante, disminuyes las posibilidades de tener pelos enquistados y granos rojos debido a los pelos que quedan atrapados bajo la superficie de la piel.
Paso 6. Aclararse con abundante agua fría y aplicar un after-shave.

Para cerrar los poros necesitas un golpe de agua fría al final del afeitado para eliminar los residuos y cerrar los poros. Después de afeitarse es necesario aplicarse aceite, loción o bálsamo para calmar y desinfectar la piel.