El Molino de Alcuneza de Sigüenza (Guadalajara) acaba de obtener su primer galardón de la Guía Michelin. Excusa ideal para descubrir este Relais & Châteaux con mucho encanto capitaneado por el chef Samuel Moreno. Una apuesta por la cocina clásica local en lo que fuera un molino del siglo XV.

Lo encontramos a apenas hora y media de Madrid, en la sierra norte de Guadalajara, inmerso en un paisaje de piedra y campo a las afueras de la villa de Sigüenza. Una escapada perfecta para hacerte una ruta con tu moto hasta la Alcarria. El Molino de Alcuneza, nació como una pequeña casa rural, reconvertido después en un hotel boutique bajo la firma de Relais & Château. Desde hace unas semanas, ya es miembro del codiciado firmamento Michelin.

A las órdenes del chef Samuel Moreno, acaba de recibir su primera Estrella después de 25 años. ‘La mía es una cocina sencilla aunque en el plato parece compleja, una cocina de tradición y sabor a productos de la tierra, con ciertos guiños a la modernidad, pero si extravagancias’.

Una estrella Michelin en un pueblo de Guadalajara

‘Estamos desbordados con la Estrella Michelin y, al mismo tiempo, enormemente agradecidos. Para alguien como nosotros, y en un lugar así, apartado, más bien donde el aire da la vuelta, recibir este reconocimiento es la mejor recompensa a un trabajo muy duro’, continúa Samuel. Con él está su hermana Blanca, con quien hace un tándem perfecto. Ella es la jefa de sala y su compañera en esta aventura. Todo empezó cuando los padres compraron el molino, en 1992.

El recién galardonado restaurante se distingue por la alta calidad de su materia prima de temporada. No faltan las truchas del Alto Tajo o las legumbres ecológicas de Palazuelos. Tampoco los espárragos y caracoles del valle del Henares, a unos 30 kilómetros del hotel.

Por esta exquisita carta en la que se puede optar por de tres menús. Compartir, de 45 €, Disfrutar, de 50 € y Celebrar, de 65 €. La bodega, formada por 70 etiquetas, en la que destacan los vinos de la Finca Río Negro. Tampoco pueden faltar los postres, con especial redoble de tambores ante el patito de goma de limón y pan de especias.

Y es que, después de contentar al estómago, queda el confort de este Relais & Château dotado de 17 habitaciones. Con un spa, un salón con chimenea y una maravillosa piscina en la que desear la llegada del buen tiempo.

Si quieres más información sobre los precios de las habitaciones y consultar la carta del restaurante puedes su web. Sin duda una escapada perfecta a la tierra de ‘El Doncel’ con sabor a buena gastronomía de la Alcarria.