Punta Cumplida (La Palma), Cudillero (Asturias) y Trafalgar (Cádiz) pasarán a funcionar como hoteles exclusivos. La empresa alemana Floatel prevé invertir cerca de dos millones y medio.

Floatel prevé invertir cerca de dos millones y medio de euros para convertir las antiguas viviendas de los fareros de Punta Cumplida (La Palma), Cudillero (Asturias) y el cabo de Trafalgar (Cádiz) en establecimientos de alojamiento de lujo.

Con sede en Berlín, Floatel fue una de las empresas que optó a la cesión para el aprovechamiento turístico de Punta Cumplida, Cudillero y Trafalgar, a raíz de la puesta en marcha de la iniciativa ‘Faros de España’, del ministerio de Fomento.

Faro_Cudillero-trail-riders-hotel

La compañía alemana pretende atraer a viajeros de todo el mundo interesados por el medio natural o la historia del lugar. Aunque espera demanda sobre todo de Alemania, el Reino Unido y España, se dirige asimismo al mercado suizo y escandinavo.

Faro de La Palma

Con un presupuesto cercano al millón de euros, el proyecto de Punta Cumplida ya está bastante avanzado y el faro recibirá a sus primeros huéspedes en fechas próximas a las Navidades.

Faros de Cudillero y Trafalgar

El plan para el faro asturiano de Cudillero aún se está terminando de concretar. Las obras y adaptaciones del edificio junto al faro han comenzando hace poco, y tendrán un coste de medio millón de euros. Por el momento se sabe que el establecimiento poseerá espacio suficiente para dos parejas y que probablemente se inaugure el próximo verano.

En el caso del faro de Trafalgar, cuya concesión fue aprobada a finales del año 2015, los planes de Floatel están experimentando retrasos por problemas de tramitación de los permisos entre las diferentes administraciones públicas implicadas.

El plan ‘Faros de España’ pretende repetir las experiencia de otros países que ya llevan explotando este tipo de instalaciones desde hace 20 años, como el Reino Unido, que cuenta con 37 faros-hotel o Irlanda, con 12.